•  “Nos interesa mucho que no haya abusos a los turistas, ni a los consumidores de la ciudad (…) la idea es prevenir y sancionar si es necesario”, destacó Claudia Sheinbaum.
  •  Se implementarán acciones como capacitación, vigilancia permanente, elaboración de un decálogo de derechos y obligaciones, así como protocolos de inspección para que los restaurantes tengan certeza jurídica y con ello fomentar la cultura de la denuncia.

Ciudad de México, 16 de noviembre de 2022. Con el propósito de evitar abusos en los precios en restaurantes de la capital del país, el Gobierno de la Ciudad de México, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) y la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera (CANIRAC), implementarán una serie de mecanismos de autor regulación, certificación y fomentar la cultura de respeto a la ley, a través de un convenio de colaboración.

“Lo primero que hay que hacer, no es llegar a clausurar, suspender, sino más bien trabajar junto con la CANIRAC y con los restaurantes, los establecimientos para que le bajen a los precios, que no haya abusos. Y también capacitar y orientar a muchos establecimientos nuevos que están surgiendo después de la pandemia, y tener una vigilancia permanente, sobre todo, en coordinación con la ciudadanía, con el consumidor, con la consumidora”, señaló en conferencia de prensa, Claudia Sheinbaum.

“Una parte que nos interesa mucho es que no haya abusos a los turistas, ni a los consumidores de la ciudad. Por supuesto cada restaurante tiene sus características y además esa es la riqueza de la ciudad, pero lo que no queremos es que haya abusos, que la gente se siente en un restaurante y que no sepa cuánto va a pagar al final en su cuenta”, refirió.

Detalló que la idea es prevenir y sancionar si es necesario, pero primordialmente prevenir. Como ejemplo citó algunas acciones como: tener la vista siempre la carta, “si uno va a entrar a un restaurante que tenga a la vista a la carta para que no haya ningún engaño. Y un decálogo, como bien señala el presidente de la CANIRAC, en donde los restaurantes sepan, el consumidor o la consumidora sepan, y también el Gobierno de la Ciudad pueda dar orientación en este sentido”.

Por su parte, el titular de la PROFECO, Ricardo Sheffield Padilla, informó que de los 25 establecimientos con terraza en el centro histórico de la ciudad, que fueron evaluados, cuatro de ellos presentaron irregularidades y precios abusivos, por lo que serán acreedores a una multa, más el acato de la implementación de medidas, a fin de evitar que vuelva a ocurrir.

En su intervención, el representante de le CANIRAC, Germán González reiteró que el convenio en cuestión busca, además, tener herramientas para la elaboración de un decálogo con los derechos de los consumidores y las obligaciones de los restauranteros, además de protocolos de inspección para que los restaurantes tengan certeza jurídica y con ello fomentar la cultura de la denuncia.

About Author

admin

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *