• Comenzar a generar confianza y certidumbre en sistemas espaciales mexicanos, la meta
  • “Crear una industria nacional espacial, es desarrollo económico y nuevos empleos”: Landeros
La Agencia Espacial Mexicana (AEM), organismo descentralizado de la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT), realiza esfuerzos conjuntos con la Dirección General de Normas (DGN) de la Secretaría de Economía (SE), a fin de crear Normas Mexicanas (NMX) para el desarrollo de sistemas espaciales en nuestro país, que estimulen una industria nacional en este sector.
Entre las acciones para contribuir a ese objetivo, se publicó la Norma “NMX-AE-003-SCFI-2021”, que brinda directrices, parámetros, y estándares técnicos a ese gran talento de México, para que pueda orientar sus esfuerzos de manera competitiva en estas tecnologías de vanguardia de la actual era digital y estimularse el desarrollo de un sector espacial mexicano.
“Es muy sabido que el ingenio nato mexicano es muy grande, pero por ello es estratégico orientarlo y atraer ese talento hacia el desarrollo de un sector espacial nacional propio, pues esta industria es de gran potencial para tareas sociales prioritarias del país, como la conectividad, por ejemplo”, explicó el director general de la AEM, Salvador Landeros Ayala.
Los beneficios potenciales de brindar estas normas técnicas son múltiples y posibilitarán la inserción de México en mercados internacionales mediante productos compatibles con los estándares que requiere la industria espacial global, que generen confianza y certidumbre en los desarrollos, procesos y servicios mexicanos.
Por ello, las especificaciones para distintas clases de desarrollos, manufactura y fabricación de componentes espaciales contenidos en esta NMX, brindan una referencia de calidad homologada a los de los organismos internacionales dedicados a la normalización, reconocidos a su vez por el Gobierno de México en términos del derecho internacional.
De ese modo, democratizar el acceso público a estos estándares favorecerá ya no sólo a las grandes empresas consolidadas en el ramo aeroespacial, sino que también posibilitará el impulso de jóvenes, empresas nacionales de base tecnológica de nueva creación (más conocidas en el medio espacial con el nombre de “Startups”) y su acceso al mercado, para crear desarrollo económico y nuevos empleos.
De naturaleza fundamentalmente técnica, esta NMX establece requisitos de rendimiento para garantizar la Compatibilidad Electromagnética (EMC por sus siglas en inglés) de sistemas espaciales, así como los problemas de ingeniería que se abordan para alcanzar una EMC a nivel del sistema, junto con una guía y fundamentación para lograr la conformidad de las especificaciones.
Está dirigida a desarrolladores de tecnología, instituciones académicas y grupos de investigadores, emprendedores, estudiantes, profesores, industria privada, agencias de gobierno, y entidades federales, regionales o locales, que desarrollen sistemas espaciales que consideren la integración de subsistemas eléctricos/electrónicos, como elementos y/o componentes para la creación de sistemas más complejos, como dispositivos espaciales o plataformas satelitales.
Landeros concluyó destacando que ya hay gran capacidad en el talento de nuestro país para comenzar a insertarse en una industria espacial cuyo mercado, tan sólo en el segmento de los Nanosatélites, representa una derrama global promedio de 4 mil millones de dólares e invitó a consultar la declaratoria de vigencia de esta NMX, en el siguiente enlace:
About Author

admin

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.