Cada año, el Día Mundial del Sueño se celebra los viernes previos al equinoccio de primavera, expertos del sueño en todo el mundo, hablan sobre todo lo relacionado con esta actividad.
• Una de cada tres personas padece algún trastorno del sueño
• El 75% de la población ronca
• El 25% de la población en general sufre de insomnio.
• El ISSSTE recomienda el consumo de nueces, garbanzo, té de manzanilla, yogurt e incluso leche tibia.
CLAVE.- El sueño no debe ser interrumpido y debe tratarse de descansar.
El sueño es reparador, mientras dormimos no solo descansamos, durante ese tiempo el cerebro realiza muchos procesos que terminan al despertar, estos ajustes que se realizan durante la noche llevan su tiempo y cuando nos volvemos a dormir en ocasiones en las mañanas después de apagar la alarma estos procesos se entorpecen y el sueño profundo no se logra por lo que el proceso de reactivación no se completa y enfrentamos el día más cansados. Así que es mejor hacer un esfuerzo y despertar de la manera programada y no volvernos a dormir para cuidar nuestro cerebro, así lo dio a conocer la Dra. Laura Civeira Gonzalez de la Subdelegación Medica del ISSSTE en el marco del Día Mundial del Sueño.
“Nada de cinco minutos más arriba, tampoco es recomendable dormir siesta en la tarde a menos que sea de 30 minutos máximo” cuando las personas duermen más de 8 horas el cerebro se deteriora y si lo hacemos diario esto podría desencadenar a fututo problemas de demencia senil en algunas personas”.
La doctora explicó que el objetivo principal de la celebración mundial acerca del sueño es dar a conocer las consecuencias tanto físicas como mentales sobre los problemas del sueño en la salud. De igual forma, se reconoce los esfuerzos que se llevan a cabo para la prevención y tratamiento de los trastornos.
“Existen eventos cíclicos dentro del cuerpo, como los ritmos en las hormonas, la temperatura corporal y los niveles de alerta, existen relojes biológicos del cuerpo que producen ritmos circadianos que se ven afectados por factores ambientales como la luz”.
Comentó que la investigación de diversos expertos del sueño ha dado a conocer que la preservación de los ritmos circadianos regulares reduce el riesgo de trastornos del sueño y de la salud mental en general, así como problemas crónicos como la obesidad y la diabetes.
Existen más de 100 trastornos del sueño pero la mayoría son tratables, de los más comunes está el insomnio y la apnea que refiere a las interrupciones constantes de la respiración durante el ciclo del sueño.
Destacó que el sueño es muy importante para una salud óptima, los otros factores son una alimentación adecuada y la activación física.
La doctora recomendó dormir 8 horas antes de dormir deben abandonarse los dispositivos electrónicos para evitar la inadecuada calidad del sueño.

About Author

admin

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *